Lo aseguró Franco Peláez integrante del Foro de Seguridad Esquel quien, viviendo actualmente en Buenos Aires, realiza una Maestría en Criminalística y Criminología. Destacó, además, la participación de los vecinos en temas vinculados con inseguridad y remarcó que es necesario realizar un trabajo conjunto entre los diferentes estamentos del Estado para lograr resultados positivos.

El prejuicio de muchos es que los jóvenes no se interesan por problemáticas sociales, sin embargo la realidad en Esquel – como en otros puntos del país- demuestra lo contrario. Franco Peláez (32), desde la creación del Foro de Seguridad, hizo sentir la voz de quienes se preocupan por los hechos delictivos cada vez más violentos. Y si bien actualmente reside en Buenos Aires planea regresar a la ciudad para aplicar los conocimientos adquiridos en la temática ya que cursa una diplomatura en Criminalística y Criminología. Sobre sus proyectos y su carrera como músico dialogó con La Portada.

La Portada: ¿Cómo inicia tu incursión en el área de seguridad?

Franco Peláez: En mi familia tenemos una importante vinculación con las distintas problemáticas que han ido surgiendo a lo largo de los años. En seguridad surge de este trabajo comunitario y de sucesos que acontecieron como la bomba que le pusieron al escribano Juan Cruz Lagos. Esto nos preocupó y creímos que podíamos hacer algo para frenar este flagelo. El Foro de Seguridad Esquel comenzó con aproximadamente 250 vecinos. La gente recibió muy bien la idea de nuclearse y hubo gente de Policía, Justicia y diputados nacionales se sumaron a la iniciativa. El Foro ha perdurado y produjo una incidencia crucial en la comunidad chubutense. El Foro que se fundó en Esquel tuvo gran incidencia en Puerto Madryn, Trelew y Comodoro Rivadavia como así también en otros lugares del país por lo que fuimos convocados a reuniones muy importantes. El Foro sigue funcionando porque tenemos la ilusión de hacer de Esquel la ciudad más segura de la provincia y para este desafío estamos preparando el camino. Dentro de poco tiempo presentaremos un plan de seguridad que, si Dios quiere, llevaremos adelante contando con acompañamiento.

L.P: ¿Consideras que desde el inicio del trabajo del Foro se avanzó en materia de seguridad en la ciudad?

F.P: Creo que conseguimos cosas que antes no se pudieron como la participación y el nacimiento de movimientos similares. Hay gente que tomó la posta y la sigue peleando. Creo que tuvimos alguna influencia para que la gente comenzara a participar. También ayudamos asesorando y acompañando con el compromiso de muchos vecinos y abrimos puertas que antes eran difíciles como las del Poder Judicial porque tuvimos muchas reuniones con Jueces y Fiscales. Lo fundamental que se consiguió fue la participación ciudadana hasta que podamos tener injerencia directa en políticas públicas. Podemos decir que nuestro mayor logro fue la concientización de la ciudadanía sobre un tema que, hasta el momento, parecía totalmente desconocido y estaba fuera de agenda de los políticos. A partir de la conformación del Foro el tema de seguridad pasó a los primeros lugares en la provincia porque se dieron cuenta que estaba pasando algo serio.

L.P: ¿La instalación de cámaras de seguridad es parte de la solución? 

F.P: Parte de la solución es la instalación de cámaras de seguridad y el acompañamiento a las víctimas de la delincuencia. Parte de la solución es un trabajo profundo en prevención e inclusión social. Parte de la solución es concientizar a nuestros adultos mayores de que ya no estamos en el Esquel de antes y que deben tomar recaudos. Parte de la solución es un trabajo alineado y mancomunado entre los distintos estamentos (Policía, Ejecutivos, Justicia). Las leyes deben hacerse conforme a lo que se necesita, que los Jueces fallen de la forma que se necesita y que los vecinos participen. Todo es un conjunto, pero no podemos desconocer que las cámaras de seguridad son un gran aporte si funcionan y están bien ubicadas.

L.P: ¿En qué otros aspectos hay que trabajar para disminuir la inseguridad?

F.P: No hay que desconocer la igualdad de posibilidades. Hay que trabajar sobre nuestros niños, adolescentes y jóvenes que muchas veces están en condiciones desiguales. Lo primero es la prevención y tengo la tranquilidad de haber fundado la Fundación Amigos Solidarios de Esquel que pronto cumple 10 años. Esto me permite decir que gran parte de la solución es la prevención e inclusión. Muchos chicos, a través del deporte, la cultura y la educación, pueden salir de la droga, no consumir alcohol y pueden pensar otro mundo fuera del ámbito delictivo. Nuestros jóvenes y la sociedad deben entender que quien va por el camino correcto es premiado y acompañado. Y quien va por el camino incorrecto tiene que cumplir con un castigo para que no reitere su conducta. Esto también es parte de la solución además de contar con una Policía mediadora que trabaje, especialmente, en el acompañamiento a los vecinos.

L.P: ¿Desde que comenzaste a trabajar en el tema seguridad viviste algún momento difícil?

F.P: Me pasaron cosas muy feas. Un funcionario de Martín Buzzi (ex gobernador) me amenazó y yo lo denuncié públicamente. Me ofreció un puesto para “arreglar” pensando que lo mío era político. Yo le dije que no quería ningún puesto, sino que la gente del pueblo viviera más tranquila. También tuve otras amenazas y hasta me rompieron el auto después de dejar a mi hija en la escuela. Recibí mensajes diciendo que me iban a matar. Está claro que afectaba intereses de algunas personas que andaba en malos pasos. No desistimos de la posición que teníamos y seguimos trabajando.

L.P: ¿Te estas capacitando en temas vinculados con seguridad?

F.P: Estoy próximo a terminar una diplomatura en Criminalística y Criminología. Estudio también Seguridad Pública y viviendo en Buenos Aires pude hacer cursos sobre  Prevención de Lavado de Dinero y Financiamiento del Terrorismo de Estado. Participé en muchos Congresos de Seguridad y mantuve reuniones con diversos especialistas. También estoy terminando una Maestría en Periodismo Documental.

L.P: ¿Cómo planeas aplicar estos conocimientos?

  1. P: Trabajé durante diez años ad honorem. Estudio para tener otras posibilidades en la vida. Tengo una hija y debo pensar en mi familia y en el futuro. De todas maneras si no es sobre seguridad seguiré aportando. Me ofrecieron trabajos en seguridad pública y privada, pero no sentía que era el momento hasta terminar mis planes de estudio. Yo manejo mis tiempos y veré cuando sea el momento de realizar mi aporte.

L.P: ¿Cómo se está desarrollando tu carrera musical?    

F.P: Hemos podido cumplir con los objetivos que teníamos previstos y ya estoy terminando de grabar mi nuevo disco. Hace poco lancé el material en Santa Cruz de la Sierra y tenemos proyección hacia Perú, Chile y Paraguay. Estoy cumpliendo el sueño de traspasar los límites de las fronteras del país para mostrar lo que hacemos en Esquel.

L.P: ¿Cómo imaginas tu futuro en los próximos cinco años?

F.P: Todo lo que hago es pensando en dar un buen ejemplo a mi hija tratando de acompañar a la gente que más lo necesita. Y si Dios quiere podré estar ejerciendo algunas de las carreras que estudié gracias a la música que me da el tiempo y las posibilidades. En los próximos cinco años espero estar ya otra vez instalado en Esquel viviendo con mi hija que es lo más importante.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here