Un nutrido grupo de comerciantes se presentó en la mañana de hoy en el Estadio Municipal, donde funciona el Centro de Operaciones de Emergencia Municipal, para plantear la necesidad de reabrir la actividad teniendo presente los protocolos sanitarios correspondientes en el marco de la emergencia sanitaria.  

Los comerciantes expusieron la difícil situación que atraviesan a consecuencia de la cuarentena que les impide abrir sus negocios al tiempo que cuestionaron la falta de respuesta por parte del Ejecutivo Municipal como así también los estrictos requisitos que deben cumplir para acceder a créditos bancarios que les permitan atender a la obligación de pago de alquileres, servicios y salarios de empleados.   

Los integrantes del sector fueron escuchados por el intendente Sergio Ongarato quien se encontraba acompañado por Alejandro Weinger presidente del Honorable Concejo Deliberante.

El titular del Ejecutivo Municipal aseguró entender la situación planteada y recordó que hizo las gestiones necesarias ante el Gobierno provincial. Remarcó que, no obstante, esos reclamos no son atendidos y se mostró molesto con el Gobernador quien lo habría calificado de “irresponsable” al trasladar ciertas inquietudes de la comunidad de Esquel en relación a posibles aspectos de flexibilización de la cuarentena en la ciudad.

 Las frases más salientes del Intendente:

  • “Nos han dejado a los intendentes al frente de nuestras ciudades con los reclamos de comerciantes y vecinos que son justos y razonables. Nos dejaron sin ningún arma para poder brindar alguna respuesta. A mi hasta se me han reído con el tema de las peluquerías”.
  •  “En la última conferencia se nombró a Esquel como así aquí quisiéramos pasar por arriba todos los protocolos de seguridad y poner en peligro a nuestra población. Me trataron como que soy un irresponsable que quiero poner el peligro a toda la gente”.
  • “Cada cosa que quisimos hacer lo consultamos con Área Programática”.
  • “Estoy harto de recibir los golpes, las críticas y la angustia de todos ustedes”.  
  • “Trabajamos en la propuesta que nos hicieron llegar todos ustedes (comerciantes)”.
  • “Le pedí hasta el cansancio al Gobernador que deje ir a los vecinos a trabajar a Trevelin”.
  • “Le pedí al Gobernador que deje que la ciudad funcione”.
  • “Estoy indignado por tener esquelenses durmiendo a la vera de un arroyo en Córdoba porque no los podemos traer”.
  • Para finalizar remarcó que están a disposición 5 millones de pesos para atender las urgencias de los comerciantes “para que no despidan gente y aguanten un poco más. No podemos dar más porque no tenemos ni somos un banco”. Siento la misma angustia y bronca que ustedes”.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí