En diálogo con diario La Portada, el jefe comunal explicó que el escenario más crítico respecto del Covid-19 se vivió en las primeras semanas del año con la aparición de algunos contagios y valoró que rápidamente pudo controlarse el pequeño brote.

“Esa cantidad de casos positivos en algún punto sirvieron para que la población tome mayor conciencia y asuma los cuidados necesarios”, señaló. Dijo que lógicamente no pueden cantar victoria y que la prevención debe estar a la orden del día. 

Recordó que sigue vigente un grupo de medidas contra el coronavirus. “En nuestra localidad hemos sido un poco flexibles en relación a los decretos establecidos por el Gobierno Nacional y el Provincial”, enfatizó.

Señaló que el horario permitido de circulación es de 8 a 21 horas y avisó que suspendieron toda clase de actividades deportivas, recreativas y culturales, es decir las que aglomeran personas en un mismo espacio físico. “Permitimos las caminatas y las salidas en bicicleta por ejemplo”, acotó. 

“La pandemia alteró…

…el normal funcionamiento no sólo de nuestra comunidad sino que de todo el mundo”, remarcó el intendente e indicó que los planes de gobierno para su segundo mandato al frente de la Municipalidad hubo que readecuarlos en función de la contingencia sanitaria.

Aseguró que si bien la salud pública es una de las prioridades no dejaron de gestionar en otros órdenes y subrayó, en ese contexto, que recientemente comenzaron con el proceso de construcción de 15 viviendas.

Confió Limarieri que es un proyecto postergado por el avance de la pandemia del coronavirus. La obra de infraestructura fue adjudicada nuevamente y la empresa ganadora comenzó hace unos días con los primeros movimientos de suelo.  

RECUADRO

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí