En su segundo día de retención de servicios en reclamo de mejoras laborales, los trabajadores de la Municipalidad de Trevelin afiliados al Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Esquel y Zona Oeste (SOEME y ZO) fueron reprimidos cuando intentaban ingresar al interior del edificio con palos, balas de goma y gas pimienta por la policía que se encontraba custodiando la puerta de ingreso.

El enfrentamiento terminó con varios heridos entre trabajadores municipales e integrantes del SOEME y ZO que recibieron los impactos de las balas de goma en sus piernas y rostro, como también efectivos policiales que presentaron raspones en sus caras y cuello.

Los trabajadores de Trevelin junto con el gremio radicaron la denuncia en la Fiscalía de Esquel e iniciarán acciones legales por la represión recibida.

Cabe recordar que los municipales se encuentran reclamando que el Municipio de Trevelin finalice con la precarización, mejores condiciones laborales y el reconocimiento de su representación gremial del SOEME y ZO.

“El camino no es la represión”

Por su parte, el presidente del Bloque Patagónico, Luis Martinez, quien estuvo acompañando ayer y hoy a los trabajadores de la Municipalidad de Trevelin en su reclamo, manifestó en diálogo a La Portada que “los compañeros están en una situación paupérrima en cuanto a lo salarial y laboral, en lo que se refiere a la seguridad e higiene, y esto no es fácil de resolver pero no es el camino reprimiéndolos”.

Asimismo indicó que el intendente Omar Aleuy “tiene que entender que los trabajadores se han levantado y van a salir a pelear por sus derechos”. Al mismo tiempo calificó de “irresponsable y caprichosa” la postura del mandatario municipal.

Por último contó que este jueves estará participando del Confederal de la CGT, en Buenos Aires, donde denunciará esto y la próxima semana hará una presentación en la OIT porque “se está violentando la Constitución Nacional en su artículo 14 Bis y todos los pactos internacionales que establece  este organismo que es la libertad sindical”. Por ello sostuvo que “si nosotros permitimos esto, estaríamos siendo cómplices de un delito y no estamos dispuestos a que esto ocurra”.

 

 

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí