El Ministerio de Seguridad de la Nación se encuentra analizando los movimientos de siete gendarmes por la desaparición de Santiago Maldonado, que serían los que más cerca estuvieron en el Pu Lof Resistencia Cushamen. También presentó en el día de ayer ante el Juez Federal de Esquel el testimonio de otro gendarme, que se encontraba de licencia desde el hecho, que revela haberle tirado una piedra a un miembro de la comunidad mapuche. En tanto las muestras tomadas de los vehículos que participaron del operativo no son compatibles con el joven.

 

La ministro de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, confirmó en los últimos días que el gobierno se encuentra analizando los movimientos de siete gendarmes por la desaparición de Santiago Maldonado, que serían los que más cerca estuvieron en el Pu Lof Resistencia Cushamen. Previamente el secretario de Seguridad del Interior de la Nación, Gerardo Milman, había viajado a Esquel para entregarle “información “relevante” al Juez Federal Guido Otranto que investiga la causa.

En tanto en la mañana de ayer un alto funcionario del Ministerio de Seguridad de la Nación, Gonzalo Cané, se presentó ante el Juez Federal de Esquel, Guido Otanto, para entregarle las actuaciones administrativas de Gendarmería Nacional que corresponde a una investigación interna de esa fuerza. “Trajimos tres declaraciones testificales de tres gendarmes diferentes sobre un hecho que el juez debe conocer, porque allí se relata una acción y sobre la base de ese material el juez deberá tomar la decisión que corresponda”, expresó.

Aclaró que las declaraciones son “recientes”, del día 11 de septiembre, y que en cuanto tomaron conocimiento de las mismas decidieron acercárselas al juez. Asimismo confirmó que el hecho al que hace referencia tiene que ver con el testimonio que brindó un gendarme, que se encontraba de licencia desde el día siguiente al operativo, respecto de que le habría tirado una piedra a un miembro de la comunidad mapuche.

Muestras incompatibles

Por otra parte, el Juzgado Federal de Esquel informó que las muestras encontradas en los vehículos de Gendarmería Nacional no son compatibles con Santiago Maldonado.

Rastrillajes sin resultados

El juez Otranto ordenó el viernes pasado un amplio rastrillaje en las márgenes del río Chubut, desde la comunidad mapuche Pu Lof Resistencia Cushamen hacia el este, con más de cien efectivos de la Policía Federal y de la Prefectura Naval, acompañados por un helicóptero y un dron.

Una de la hipótesis de los investigadores se basa en la idea de que Maldonado podría haber escapado de la Gendarmería y cruzado el río, o ahogarse, y ser arrastrado por sus aguas. Sin embargo, la abogada de la familia, Verónica Heredia, declaró al medio La Vaca que “lo están buscando donde no lo van a encontrar”.

 

 

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here