Editorial – Concejo Deliberante: salidas, regresos y acaloradas discusiones

0

¿Qué sucede, por estas horas, detrás de las paredes del Honorable Concejo Deliberante de Esquel? Esta es una pregunta válida teniendo en cuenta los últimos acontecimientos. Es que el espacio al que muchos vecinos recurren para encontrar una posible solución a sus problemas o bien para canalizar inquietudes que pueden convertirse en ordenanzas que beneficien a todos los habitantes de la ciudad se convirtió un lugar donde impera la incertidumbre.

El reciente alejamiento, con una licencia por tiempo indeterminado, de Alejandro Wengier presidente del cuerpo deliberativo a causa de sus diferencias con el Ejecutivo Municipal que conduce Sergio Ongarato derivó en una sensación de inestabilidad.

La decisión adoptada por Wengier complicó al oficialismo ya que alguien debía ocupar esa banca. Es así que Fabiana Vázquez, hasta hace pocos días secretaria de Desarrollo Social, debió retornar el Concejo Deliberante dejando a Ongarato sin una de sus principales figuras dentro del Gabinete Municipal.

Y como si esta circunstancia  no fuera ya compleja para el Ejecutivo, otra figura volvió a la escena “reclamando” su lugar. Andrea Rowlands quien tuvo a su cargo la gerencia de la Terminal y la secretaria de Gobierno presentó una nota en la que evidenciaba su decisión de asumir su banca en el Concejo Deliberante.

Es preciso recodar que la ex funcionaria es investigada por la Justicia a causa de una diferencia de dinero entre lo que cobraba la Gerencia de la Terminal a las empresas de transporte y el dinero que ingresó a las arcas municipales durante su gestión.

En este “clima” y cuando era necesario un manto de tranquilidad y contención para con los vecinos – ya que para ellos se trabaja desde el Concejo Deliberante y se ocupan las bancas por el voto popular – el edil Gerardo Filippini tuvo un duro cruce con integrantes de una remiseria quienes realizaban un reclamo. La situación llegó ante la Justicia ya que el concejal de Cambiemos presentó una denuncia penal.

Los tiempos son difíciles y los problemas por resolver muchos aún. Es necesario, en este sentido, que el bloque oficialista dentro del Concejo Deliberante encuentre la calma y retome las instancias de diálogo con los vecinos (en los mejores términos posibles) y con el propio Departamento Ejecutivo.   

El regreso de la concejal Fabiana Vázquez puede ser un buen inicio para recorrer el camino que debe conducir a una mejora institucional y de calidad de vida de los habitantes de Esquel. 

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí