Voluntarios de Cáritas Prelatura Esquel brindaron asistencia alimentaria durante este año a más de 2500 familias, llegando a más de 8 mil personas, y entregaron 48 mil kilos de alimentos. El 90% de la ayuda recibida provino de la misma comunidad a través de donaciones y la colecta anual que fue superior al año pasado.

Sonia Correa, integrante de Cáritas Prelatura Esquel, manifestó que este año fue particular para todos por la emergencia sanitaria. “Tuvimos una demanda que nos exigió creatividad y un doble esfuerzo para llegar a las familias”, destacó.

Principalmente se brindó asistencia alimentaria y también de repartieron frazadas, leña y pañales, entre otras cosas. “Asistimos a 2500 familias, es decir más de 8 mil personas, y en toda la jurisdicción de la Prelatura se han entregado 48 mil kilos de alimentos”, reveló.

Agradeció en este sentido la permanente colaboración de los vecinos. “El 90% de los alimentos, ropa y frazada que hemos distribuido entre las familias lo acercó la comunidad”, destacó.

Correa contó que en este último tiempo se hizo principal hincapié en asistir a familias de los barrios Ceferino, Estación, Bella Vista, Cañadón de Borquez y Don Bosco.  “Se entregaron 750 viandas semanales, además del reparto de bolsones de alimentos no perecederos en los que también hay frutas, verduras, huevo, leche y queso”, indicó.

También contó que se han entregado pañales, frazadas, abrigo,  estufas y leña. En este sentido precisó que “hemos entregado más de 130 metros de leña durante este año ya sea por donaciones del INTA o compra de particulares”.

Por otra parte Cáritas Prelatura Esquel realizó la campaña “Un fardo que salva” a través de la cual se juntó dinero en efectivo para la compra de alimentos. “Logramos comprar 48 mil kilos de alimentos que fueron llevados a Cushamen, Vuelta del Río y toda la zona gracias a la ayuda del Ejército”, destacó y agradeció nuevamente la colaboración de la comunidad.

Por último, Correa contó que el proyecto de autoconstrucción de viviendas impulsado por Cáritas se encuentra suspendido. Sin embargo se mostró esperanzada en que se pueda reactivar. “Había buena voluntad del municipio pero no llegó a concretarse en esta etapa”, completó.  

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí