Así lo aseguró a La Portada Adel Kerbage, quien lleva treinta años como presidenta de la Asociación Sirio Libanesa de Esquel y contó que en los 94 años de vida que tiene la institución jamás habían tenido un problema como el de este domingo. Además destacó que el salón hasta cuenta con cámaras de seguridad y personal capacitado. Por ello atribuyó que la clausura preventiva se debió a un “malentendido”.

Kerbage contó que hace seis meses se encuentra gestionando la habilitación comercial en el Municipio de Esquel por lo que cuenta con un permiso provisorio por no haber finalizado aún la ampliación de un salón que se encuentra a cargo del Gobierno de Chubut. Sin embargo destacó que la Sirio Libanesa tiene 94 años de vida, de los cuales hace treinta que ella se encuentra como presidente, y nunca ha tenido un problema.

“Nosotros hemos invertido mucho dinero para tener un edificio acorde con lo que exige la Municipalidad, que además sea confortable para la comunidad y tenga personal capacitado para que nos ayude en seguridad, gastronomía y mantenimiento”, resaltó.

Por este motivo se mostró sorprendida, molesta y dolida. Además el pasado viernes había recibido una notificación del Concejo Deliberante donde se le informa que se le otorgaba una prórroga de seis meses para dar cumplimiento con la presentación de los planos.

Kerbage opinó que “ha sido un malentendido, un problema de papeles, porque no es que nuestro salón no cumpla con las exigencias municipales. Además tenemos doce cámaras funcionando las 24 horas del día tanto en el interior del edificio como afuera”.

Seguridad y tranquilidad

Kerbage destacó la responsabilidad de los chicos y el padre que firmó el contrato como también que habían cumplido con todas las exigencias de la institución. “Acá se vino a clausurar el local antes de se hiciera algo porque nosotros teníamos preparado el lugar y el personal así que no iba a pasar absolutamente nada”, apuntó, y recordó que “el mismo municipio auspicia muchos eventos que se hacen acá y nunca vinieron a clausurar el lugar, así que es raro”.

De todos modos aseguró que “como responsable del lugar vamos a seguir invirtiendo en tranquilidad y le vamos a dar seguridad a todos”.

La clausura del salón finalmente se levantó a las 10.30 horas de este martes como había estipulado el Juez Municipal de Faltas, Juan Colihueque.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí