La Fundación Buenos Vecinos, que preside Carlos “Botita” Molina, se encuentra llevando a cabo un relevamiento de la necesidad habitacional que existe en la ciudad con el fin de avanzar en su proyecto de acceso a la tierra y construcción de viviendas con un interés social. Estiman que la problemática supera a las 3 mil personas. Convocan a anotarse a grupos familiares y personas solteras que no tengan su casa propia. 

Hace unos meses que la Fundación Buenos Vecinos armó una mesa de trabajo para llevar adelante un proyecto habitacional solidario a través del cual se gestionarán los medios necesarios para resolver los problemas de los vecinos que no tienen una vivienda propia y se encuentran viviendo hacinados en lugares precarios, asentamientos o alquilando.

La iniciativa surgió del referente social Carlos “Botita” Molina y luego se fueron sumando otros vecinos con necesidades habitacionales, los cuales se organizaron en una mesa de trabajo y definieron funciones para la puesta en marcha del proyecto.

El presidente de la Fundación Buenos Vecinos, Carlos “Botita” Molina, manifestó en diálogo con La Portada que la mesa de trabajo se encuentra llevando a cabo el relevamiento de las personas con necesidades habitacionales en Esquel y Trevelin.

“Vamos muy bien, ya se anotaron casi 90 familias de todos los barrios y que también alquilan en el centro. Todos tienen necesidad habitacional tanto el que vive en una casa hacinado como el que se fue a la toma o alquila”, expresó.

Molina aclaró que también se encuentran anotando personas solteras porque “queremos ver si se le da la posibilidad a todo el mundo para que se planifique una solución habitacional a futuro”.

Convoca a los vecinos de Esquel y Trevelin que se encuentran viviendo en situación precaria y necesitan una solución habitacional a sumarse al proyecto. En Esquel se pueden contactar con Carlos Molina al 2945-580679 y en Trevelin con Gonzalo Nicolás Zapata al 2945-557734.

Asimismo Molina sostuvo que “no nos sorprende que ya se hayan anotado 90 familias, es más creemos que vamos a ser más de mil. Por ahora la gente no se vuelca porque tiene desconfianza pero una vez que logremos cosas se van a ir anotando más. Yo calculo que debe haber más de 3 mil familias con problemas habitacionales”.

Molina comentó que tienen pensado presentar el proyecto a través de la Banca del Vecino para dar cuenta de la necesidad habitacional que existe en Esquel y Trevelin. “Es una realidad que ellos conocen pero en la que no se está trabajando”, advirtió.  

El referente social expresó que “nosotros necesitamos que el municipio les dé soluciones a las personas que no tienen una vivienda y no que las multen”, en alusión a la ordenanza que aprobó meses atrás el Concejo Deliberante que establece sanciones y el desalojo de aquellas personas que ocupen espacios públicos o inmuebles de la Municipalidad.

“Me hubiese gustado que antes de sancionar esta ordenanza se haya trabajado en una solución habitacional para aquellas personas que no tienen dónde vivir, no pueden pagar un alquiler ante esta situación y no les queda otra que tomar un terreno para no vivir en la calle”, finalizó.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí