Acompañados por algunos docentes, un grupo de padres y alumnos de la Escuela N° 735 protagonizaron esta mañana una ruidosa protesta en las puertas de Supervisión. Reclaman mejores condiciones edilicias y un espacio físico para realizar educación física y actividades recreativas.

En diálogo con La Portada, Rubén Alvarez, uno de los padres que participó de la manifestación, aseguró que la situación es preocupante por los problemas de gas que presenta la institución educativa. “Camuzzi nos había retirado el medidor en octubre del año pasado porque había que reemplazar la cañería que estaba mal hecha y había una pérdida de gas constante”, explicó.

En este sentido señaló que “tenemos un sector de la escuela que tiene gas, donde está la caldera, que se está pagando dos o tres veces por día y sabemos que eso no es normal pero no se hizo nada en el verano en el edificio cuando ya venía habiendo problemas desde el año pasado”.

Frente a esta situación es que padres y alumnos decidieron realizar diversas medidas de protesta para que apuren los trámites y las clases puedan comenzar de una forma más segura. Sin embargo hasta el momento no ha habido respuestas del Gobierno Provincial.  Por este motivo destacó que “los padres decidimos no mandar a nuestros hijos a clases hasta hoy y el lunes veremos cómo seguimos porque no podemos seguir perdiendo días de clases para los chicos”.

También recordó que continúan reclamando un Salón de Usos Múltiples para que los chicos puedan tener actividad física y social ya que hoy se encuentran utilizando el pasillo de la escuela como patio.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí