Sin dudas el turismo es una de las actividades económicas más importantes en la región y de gran potencial. Asimismo, es difícil conocer con exactitud el derrame que produce en beneficio del comercio, gastronomía, hospedaje y tiendas en general. En Trevein hicieron un cálculo de la temporada de primavera: 220 millones de pesos inyectados en la comunidad.  

El mes de octubre y la primera quincena de noviembre dejaron registros top para el turismo. La Cordillera tuvo fines de semana con el 100% de ocupación. El movimiento de visitantes por momentos desbordó. Pocas veces se vio una primavera con tamaños porcentajes. Bien por un sector que sufrió pérdidas cuantiosas en la parte dura de la pandemia.

Sin dudas Trevelin fue uno de los destinos principales. El campo de tulipanes de la familia Ledesma generó una suerte de boom. Nadie quiso perderse la posibilidad de visitar este colorido sitio. Hasta el ex presidente de la Nación, Mauricio Macri, se hizo un impasse en la agenda para recorrer el establecimiento productivo.

Superó expectativas

 “Octubre superó nuestras expectativas”, confió a diario La Portada el secretario de Turismo, Juan Manuel Peralta, y precisó que en comparación con el mismo período del 2019 se registró un crecimiento cercano al 300%. “De unos 7 mil pernoctes pasamos a más de 22 mil en este 2021”, detalló conforme.

Dijo que este fenómeno puede explicarse en función de distintas aristas, una de ellas es el escenario pos pandemia y otra refiere a la variedad de atractivos propios de la región. “Trevelin se distinguió por el trabajo de planificación que viene  desarrollándose incluso durante los meses fuertes de la contingencia sanitaria”, manifestó.

Afirmó el funcionario municipal que por supuesto no debe ignorarse el efecto del campo de tulipanes y el masivo interés que el complejo despertó a nivel país. “Todo esto combinado nos llevó a que a lo largo de octubre haya arriba del 90% de ocupación con fines de semana al 100”, expresó.

Aseveró que ahora el desafío es mantenerse en el tiempo y consolidar al Pueblo del Molino como una de las principales plazas de la Patagonia en términos de turismo. “Hay que seguir creciendo de la mano de los tulipanes, el Parque Los Alerces, las cascadas Nant y Fall, Lago Rosario, Sierra Colorada, Baguilt, la cultura galesa, etc.”, acotó.

Peralta expuso un número que sorprende. “Si en el mes de octubre tuvimos 22 mil pernoctes y entendemos que eso supone 10 mil pesos diarios por persona, hablamos de 220 millones de pesos que se inyectó en los comercios locales”, describió y agregó que es un dato provisorio ya que no contempla a quienes permanecieron en casas particulares.

Acentuó que del movimiento registrado en octubre y noviembre se vieron beneficiadas desde los alojamientos, pasando por gastronómicos, estaciones de servicio, kioscos, artesanos, productores y tiendas de ropa, hasta las peluquerías. “Muchos tuvieron las mejoras ventas en el último tiempo”, enfatizó el titular de la cartera turística en la charla con La Portada.

Verano auspicioso

Dejó en claro por último que el turismo es una actividad económica de gran valor para la zona de la Cordillera. “Lo que vimos en octubre es una muestra de lo que tendremos en el verano”, adelantó y contó que el departamento de Estadística maneja para enero y febrero un promedio de 80% de ocupación estimada.     

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí