Editorial: Que la emoción se traduzca en políticas públicas de verdadero acompañamiento

0
62

Orgullo, emoción y admiración son algunas de las palabras que expresan los sentimientos de los vecinos de Esquel respecto de sus deportistas quienes este año representaron a la ciudad, la provincia y al país en los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio.   

El reconocimiento para ellos y ellas se comenzó a reflejar incluso antes de sus participaciones en el torneo, máxima expresión del deporte mundial, porque participar ya era un logro especialmente con la complejidad que trajo aparejada la pandemia desde muchos aspectos. 

En la jornada del pasado martes este reconocimiento se tradujo en un hecho puntual. Es que el Honorable Concejo Deliberante declaró Ciudadanos Ilustres a Florencia Romero, Sofía Gómez Villafañe, Eulalio “Coco” Muñoz y al entrenador Rodrigo Peláez. El atleta Joaquín Arbe, en tanto, fue destacado por Mérito Deportivo ya que es Ciudadano Ilustre desde 2018.

Este reconocimiento es, sin dudas, más que merecido y será atesorado por quienes lo recibieron teniendo en cuenta además que la iniciativa surgió de vecinos de la ciudad.

La alegría, emoción y orgullo por estos deportistas también debe dejar lugar a la reflexión respecto de cómo y cuánto se los apoya desde el Estado (en sus tres niveles) porque es claro que el esfuerzo que realizan es muy importante al igual que los costos que deben afrontar para asistir a las diferentes competencias.

Reconocer y valorar el esfuerzo es destacable, pero también lo es brindar un justo apoyo a quienes tan bien nos representan en competencias nacionales e internacionales. Que la emoción del momento no impida pensar en formas de acompañar a los deportistas de la ciudad. No suelen pedirlo, pero se lo merecen porque son un ejemplo de convicción, trabajo constante y fortaleza.     

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here