El color anaranjado propio de un tipo de mutisia, flor que también está en el escudo de la Ciudad de Esquel, será el tono que identificará a los competidores de la XX edición de Medio Maratón al Paraíso. La cita deportiva será el sábado 13 de febrero.

El director de la prueba, Carlos “Cachano” Barría, agradeció el apoyo del Secretario de Coordinación de Gestión y Finanzas, contador Matias Taccetta, y del Secretario de Turismo y Producción, Gustavo Simieli, quienes con su trabajo respaldan la realización de la competencia y la importante logística que demanda.

La prueba atlética más importante de la cordillera chubutense largará como cada año desde la zona de Laguna Terraplén y el arribo será en la Villa Futalaufquen, en el Parque Nacional Los Alerces, con estricto cumplimiento de protocolos de bioseguridad.

Además este año, ante el contexto sanitario de público conocimiento, habrá registro de tiempos con chip para disminuir la cantidad de personas en la llegada. También desde la organización se indicó que no se permitirán acompañantes de competidores. En este sentido se informó que los asistentes podrán dejar a los competidores en la línea de largada y después retirarse hasta la zona de estacionamiento en Villa Futalaufquen.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí