El Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Esquel y Zona Oeste firmó esta mañana un acuerdo con el Intendente Sergio Ongarato y el Secretario Coordinador de Gestión y Finanzas, Matías Taccetta, que consiste en el pase a planta de 73 trabajadores municipales, un aumento del 5% en febrero de 2021 y un bono de fin de año para personal de planta, contratados y jubilados.

Según el acuerdo firmado entre las partes, se realizarán 60 pases a planta transitoria a partir del 1° de enero del 2021 y 13 pases a partir del 1° de julio de 2022.

Se otorgará un bono de 15 mil pesos a jubilados y pensionados que se abonará el 30 de diciembre de 2020. También se otorgará un bono de 15 mil pesos a contratados cuya antigüedad supere los 6 meses de contrato y se abonará el 30 de diciembre de 2020. Además se otorgará un proporcional al personal que se encuentra bajo el régimen de horas cátedras.

En tanto el personal de planta municipal permanente y transitoria percibirá un bono de 10 mil pesos a pagarse en dos cuotas. La primera cuota de 5 mil pesos se abonará con los haberes del mes de diciembre y la segunda cuota con los haberes del mes de enero de 2021. El personal municipal sólo podrá cobrar un beneficio.

Asimismo las partes acordaron un aumento porcentual del 5% al Sueldo Básico a partir del 1° de febrero de 2021.

También se acordó la renovación de todos los contratos a partir del 1° de enero de 2021 y otorgar un incremento del 20% a los contratos que no superen los 35 mil pesos y tengan más de 6 meses de antigüedad de contrato.

Por último las partes acordaron volver a juntarse la segunda semana de marzo de 2021 para iniciar las negociaciones paritarias correspondientes al primer semestre.

Tras la firma del acuerdo el Secretario General del SOEME y ZO, Antonio Osorio, declaró en diálogo con la prensa que “este año ha sido muy complicado, pero hemos conseguido aunar esfuerzos para mejorar la situación de muchos compañeros y es nuestro deber eliminar la precarización de los municipios”.

Sostuvo en este sentido que el acuerdo sobre los 73 pases a planta “demuestra que hay voluntad por parte del Ejecutivo de empezar a modificar esto de la forma más rápida posible”.

Osorio expresó que “en su momento supimos entender que la pandemia nos había golpeado muchísimo, los recursos eran insuficientes y decidimos suspender el aumento que se dio en su momento”. No obstante destacó que “se siguieron movilizando los sueldos para no perder poder adquisitivo”, y reconoció que aún quedan cosas pendientes pero “si comparamos con otros municipios, acá estamos en el paraíso”.

El dirigente sindical señaló que “el bono se lo hemos solicitado a todos los intendentes, sabemos que no es una obligación, pero sí apelamos a que se pongan  en nuestros zapatos, a que entiendan que ha sido un año difícil y que necesitamos, por lo menos, pasar las fiestas y arrancar el año con un poco más de esperanzas de que esto va a mejorar”, y remarcó que “aún queda que el resto de los intendentes entiendan esto que estamos solicitando y que no es un capricho”.

Por otro lado Osorio destacó también el impacto que tiene un aumento o un bono en la comunidad. “El empelado municipal cundo recibe un incremento o un bono lo gasta en el comercio local y creo que es la mejor forma de transferir recursos al comercio local que hoy la está pasando mal. Este bono tanto para la gente de planta, contratados y jubilados va a quedar en el comercio local, así que solamente puede criticar alguien de muy mala fe porque entendemos que estamos en el mismo barco”.

En este sentido resaltó que “sea el sector que sea que consiga un aumento o bono, todos los vecinos tendríamos que alegrarnos porque son recursos que quedan en el pueblo”.

Por último el secretario general del SOEME y ZO sostuvo que “tenemos una gran expectativa de que el 2021 empiece a mejorar y que podamos avanzar en aquellas cuestiones que nos quedan pendientes”. 

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí