El grupo de voluntarios “Amigos de los Animales Esquel” encabezó esta mañana una marcha pacífica junto a otros vecinos de la ciudad para pedir el cierre de la Perrera Municipal y exigir la urgente aplicación de un nuevo programa para el control eficiente de la fauna urbana.

Desde ADAE se aclaró que el reclamo no es contra los trabajadores de la Perrera Municipal sino para pedir cambios eficientes en las políticas de control de la fauna urbana.

En este sentido solicitaron campañas de esterilización masivas, abarcativas, extendidas, tempranas, gratuitas, sistemáticas y sostenidas en el tiempo.

En diálogo con La Portada, Renata D’Amario, una de las integrantes de ADAE, manifestó que la marcha va en conjunto con el pedido de la aplicación de una nueva ordenanza para el control de la fauna urbana, superadora con respecto a la actual.

“El cierre de la Perrera es fundamental para que el nuevo programa funcione”, explicó y comentó que algunas voluntarias de ADAE se capacitaron al respecto con el grupo ONG’S en Red que aplica un programa de control de fauna urbana eficiente en aproximadamente 200 municipios “con excelentes resultados”.

“Este programa está en contraposición con la existencia de perreras o refugios”, argumentó señalando además que desde ADAE se propone una ordenanza “muy superadora y cuando hay evidencias de que funciona, no hay manera de contradecirla”.

 

Foto: ADAE

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí