La remodelación del viejo edificio de “la Poli” demoró más de lo previsto. La intención del Gobierno era iniciar el ciclo lectivo con el tradicional corte de cinta, pero los trabajos aún no concluyeron. La empresa a cargo estima que podrían estar terminando la primera semana de abril. No hay anuncios oficiales.

Hoy, cerca de las 10 horas, hubo una protesta en las puertas del establecimiento que está en proceso de construcción, en la calle Owen Jones. La denominada “sentada estudiantil” concentró a chicos, padres, docentes y equipo directivo. Todos bajo una misma consigna.

Camila Chamadoyra y Zoe Troncoso, ambas alumnas de séptimo, explicaron que aún “no comenzamos las clases” en este 2019 por “falta de un espacio físico” y dejaron en claro luego que la solución al problema sería finalizar la remodelación, más las cuatro aulas acordadas.

Comentaron que parte del edificio nuevo estaría reservado para el último año del Secundario y recordaron que en el 2017 plantearon ante las autoridades el mal estado del sector de los talleres, motivo por el cual se avanzó en un proyecto de infraestructura.

Precisaron asimismo que según pudieron averiguar, al complejo “le falta” la instalación de algunos servicios básicos. “Ahora estamos haciendo la sentada para empezar a movilizar el pedido. Esto es algo que afecta a la comunidad toda”, remarcaron.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here