Tal como se había anunciado la pasada semana, este lunes el Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Esquel (SOEME) comenzó con la medida de fuerza en reclamo a una mejor salarial.

En estos momentos dirigentes gremiales y empleados  se encuentran en el patio de la Municipalidad a modo de protesta.

Se trata de una retención de servicio por 48 horas y asamblea permanente en el municipio.

Es en rechazo al 5% de aumento propuesto por el Ejecutivo en el último encuentro paritario. Piden una “oferta superadora”.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí