Días atrás, un vecino de la ciudad encontró en la vía pública una bolsa con gran cantidad de jeringas usadas e inmediatamente realizó la denuncia en la Secretaria de Ambiente. Personal de esta dependencia llegó hasta el lugar para recoger las jeringas y desecharlas como corresponde en la Planta de Tratamiento de Residuos Sólidos Urbanos (PTRSU).

Por este hecho, desde la Secretaría de Ambiente reiteraron las recomendaciones para desechar este tipo de residuos, llamados patológicos, ya que si no se los deposita de manera segura, tanto los recolectores como los empleados de la PTRSU, corren riesgo de pincharse y hasta contraer enfermedades.

Georgina Ciari, subsecretaria de Gestión Ambiental municipal, en diálogo con La Portada, recomendó a los vecinos que se colocan inyecciones de manera esporádica, que depositen el residuo de la jeringa con aguja en una botella cerrada, junto con el residuo inorgánico.

“Si uno tiene una enfermedad crónica y necesita inyectarse muy a menudo, tiene que averiguar la forma de resolver esos residuos en el centro de Salud en el que se esté tratando”, agregó Ciari quien además enfatizó que cada vecino “debe hacerse cargo de los residuos especiales que genera”.

 

Seguridad para evitar accidentes

 

Con respecto a los residuos patológicos que recibe la Planta de manera esporádica, la funcionaria reiteró que se deben depositar dentro de botellas cerradas para evitar accidentes similares a los ocurridos el año pasado, cuando en dos ocasiones distintas, operarios municipales se pincharon con agujas de jeringas usadas.

“Esto es un problema grande porque puede afectar la salud de nuestros empleados, por eso la gente tiene que tener en cuenta que la basura que saca a la calle tiene un proceso que llevan a cabo seres humanos, vecinos  de los cuales tenemos que cuidar”, enfatizó.

En este sentido, Ciari explicó que la mayor parte de los residuos son procesados en la PTRSU, y este procesamiento implica abrir las bolsas y separar lo que llevan adentro. “Esto implica que el operario tiene que meter mano en las bolsas cuando están cerradas y si no están protegidas las agujas, es posible que la gente se pinche y no hay guante que proteja de eso”, concluyó.

 

Foto: Facebook Secretaría de Ambiente Municipal

 

 

 

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí