El atleta Eulalio “Coco” Muñoz continúa entrenando y preparándose para llegar de la mejor manera a los Juegos Olímpicos de Tokio, que fueron postergados para el próximo año por la pandemia del COVID-19. “Las ganas de competir y buscar marcas siempre están pero hoy lo más importante es que nos cuidemos entre todos”, expresó.

Eulalio Muñoz comenzó su carrera de atleta con tan sólo 16 años en Gualjaina, la localidad que lo vio nacer. En poco tiempo demostró que tenía grandes condiciones para perfilarse como un deportista de elite y los logros no tardaron en aparecer.

“Coco”, como lo llaman su familia y amigos, soñaba con ser futbolista, quería ser como Diego Maradona y a los 8 años comenzó a jugar al fútbol en el Club Social, Deportivo y Cultural Gualjaina. Pero el destino tenía otros plantes para él y por esas casualidades de la vida terminó haciendo historia en el atletismo chubutense.

El joven comenzó a correr para mantenerse en forma y poder jugar a la pelota. Un día lo invitaron a participar de una carrera en La Zeta, en Esquel, y para sorpresa de todos y de él mismo, terminó siendo uno de los ganadores. Desde entonces no paró. Así llegaron importantes triunfos y la tan esperada clasificación a los Juegos Olímpicos de Tokio que debían disputarse este año pero fueron postergados para 2021 por el COVID-19. 

Uno siempre dice que va a ser su mejor año en lo deportivo y en esta oportunidad teníamos el plus de poder estar en los Juegos Olímpicos, que poco a poco se fue cayendo por la pandemia”, expresó Coco Muñoz en una entrevista con La Portada.

El atleta llegó a competir en tres carreras a principio de este año y en marzo le informaron que el Mundial de Medio Maratón se postergaría para fines de octubre por la pandemia. Por lo tanto sabía que lo mismo ocurriría con los Juegos Olímpicos y otras competencias. “Con mi entrenador (Rodrigo Peláez) decidimos no hacernos muchas ilusiones y mientras tanto seguimos entrenando”, relató.

Finalmente la cita olímpica, que tanto había esperado y por la que había trabajado muy duro, se realizará el próximo año. De todas maneras el joven aseguró que “el sueño de los Juegos Olímpicos sigue intacto y cuando se pueda volver a competir seguramente entrenaremos de la mejor manera, con más ganas que el año pasado, que fue excelente en lo deportivo, y trataremos de mejorar marcas como así también lo que hicimos el año pasado”.

Mientras tanto Coco continúa entrenando y preparándose para llegar de la mejor manera a las próximas competencias que aún no sabe cuándo serán. “La cuarentena la arranqué con muchas ganas de entrenar porque cuando te ponen un obstáculo uno piensa en superarlo, así que los primeros quince días le puse toda la onda a los entrenamientos pero de a poco uno se va cayendo y desmotivando”, reconoció

Sin embargo aseguró que su novia y su familia lo han ayudado mucho a no bajar los brazos. “Siempre estamos entrenando y pudimos fortalecer debilidades porque yo no hacía muchos ejercicios de abdominales y coordinación que ahora los estoy haciendo”, confió.

El atleta también manifestó que espera salir a correr ahora que se habilitaron las salidas aeróbicas en la ciudad. “Hay que volver despacio, por ahí uno se emociona, quiere meterle muchos kilómetros y te podés lesionar porque son muchos días sin haber podido correr”, dijo.

Sus entrenamientos eran en dos turnos, a las 6.30 horas de la mañana y a las 18 horas pero con la cuarentena pasó a hacer uno solo con el rodillo, la cinta y ejercicios de coordinación y abdominales.

Con Rodrigo siempre pensamos que lo ideal era que se suspendieran los Juegos Olímpicos porque teníamos que pensar en la salud de todos y en la nuestra. Hasta el día de hoy siguen apareciendo casos positivos y creíamos que era muy arriesgado si íbamos a un lugar donde se había iniciado la pandemia, así que creemos que fue una decisión acertada trasladarlos para el próximo año”, sostuvo el atleta.

Las marcas olímpicas continúan siendo válidas para el próximo año así que eso también generó mucha tranquilidad en Coco y su entrenador. “No sabemos cuándo van a empezar las competencias y se están postergando todas. Hace poquito se informó que se suspendía la Maratón de Buenos Aires y por lo que uno escucha esto va para largo. No sabemos cuándo se va a poder juntar tanta gente como ocurre en una maratón donde llegan a haber más de 10 mil personas”, declaró.

Coco este año tenía por delante la clasificación para el Mundial de Medio Maratón en Polonia, los Juegos Olímpicos de Tokio y la Maratón de Valencia. Son muchas las ganas de volver a competir pero tampoco lo inquieta la posibilidad de hacerlo porque su prioridad es la salud.

No sé cuándo se podrá volver a hacer una carrera, uno se pone a ver fotos y obviamente que te dan ganas de volver a correr, pero hoy por hoy lo más importante es que nos cuidemos todos y se prioriza la salud por sobre las competencias. Hay gente que ha perdido seres queridos y hay que pensar en eso. Las ganas de correr siempre están como también de buscar marcas, pero esperemos que aparezca la cura y podamos estar corriendo nuevamente”, concluyó.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí