En un clima tenso, y luego de un intercambio de opiniones, comenzó hace minutos la inspección del personal de la Dirección de Obras Públicas en las instalaciones de la Escuela Nº 735 que días atrás sufrió la voladura de las chapas del techo. La comunidad educativa solicitó, a raíz de este hecho,  un informe para tener certeza si la Escuela estaba en condiciones para continuar albergando a niños, docentes y auxiliares de educación. El mismo no fue concluyente por lo que se decidió solicitar un nuevo informe.

En la mañana de hoy se acercaron hasta el lugar directivos de la institución, padres, alumnos y dirigentes de ATE Seccional Esquel en representación de los trabajadores auxiliares, CTA de los Trabajadores y ATECh Regional Oeste por los docentes. Cabe mencionar que también estuvo presente Alejandro Weinger secretario de Obras Públicas del municipio local.

En declaraciones a La Portada Oscar Lenarduzzi, director del establecimiento educativo, informó que “hoy el principal reclamo es contar con seguridad para dar clases. Con la voladura de techo, en reunión los padres, pidieron garantías de seguridad para enviar a sus hijos”. Y agregó que “esto se trasladó a Obras Públicas, pero los informes que relevaron no fueron concluyentes. A través de Asesoría de Familia se obliga a que se presente un informe que sea concluyente y eso es lo que están haciendo ahora”.

“Nosotros sabemos que este edificio cumplió su ciclo. No fue pensado como un edificio escolar y ya tiene treinta años. No cumple con ninguna con las medidas de la arquitectura escolar y lo venimos reclamando desde hace años llegando a esta situación. La comunidad educativa está cansada de reclamar sin encontrar respuestas”, manifestó el director a La Portada.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí