Ingram destacó que su candidatura tuvo “muy buena aceptación”

0

En una entrevista concedida a diario La Portada, el concejal Héctor “Cano” Ingram habló sobre el trabajo legislativo en este 2018 que termina, el próximo turno electoral, su precandidatura a intendente por el peronismo y las expectativas, los desafíos para Trevelin de cara al futuro y analizó la gestión del intendente Omar Aleuy.

Ingram no dudó al señalar que al menos para el bloque del FpV – PJ el 2018 concluye con una saldo positivo y mencionó la elaboración de proyectos de ordenanza interesantes en beneficio de la comunidad. De inmediato aclaró que la aplicación de la normativa ya no depende enteramente del Cuerpo Legislativo sino del Poder Ejecutivo.

Soltó aquí una crítica hacia el Ejecutivo por no instrumentar propuestas aprobadas en el Honorable Concejo Deliberante (HCD).

No sabemos cuáles han sido los motivos pero costó mucho desde la reglamentación hasta la puesta en vigencia. Termina siendo letra muerta. No tiene sentido sacar ordenanzas si después no serán implementadas”, advirtió.

Consideró luego que no es su función evaluar la gestión del intendente Omar Aleuy y que esa es tarea de los propios vecinos.

No obstante, aseguró que en lo político “estamos en veredas opuestas” y que como legislador tiene una impresión definida. Cuestionó que durante la campaña para el 2015 hicieron promesas que no cumplieron.

“Uno mira la plataforma del oficialismo y encontrará las famosas 400 viviendas y centros de salud, por ejemplo”, repasó el edil justicialista.

Admitió, asimismo, que la situación económica general del país no fue buena a lo largo de los tres últimos años pero rápido remarcó que era algo que se veía venir a fines en aquel entonces.

Entendió que en el plano legislativo el 2019 será atípico por el desarrollo de las elecciones. Sin embargo, subrayó que el HCD “tiene cosas por resolver” y reclamos puntuales que atender. Planificación urbana, tierras, servicios públicos, presentaciones relacionadas a loteos y mejoras ambientales, etc. Agregó que la campaña no puede teñir el trabajo en el Cuerpo.

Candidatura

Por otro lado, dijo que su precandidatura alcanzó “muy buena aceptación” a nivel comunidad y contó que “estamos visitando vecinos” todas las semanas, no sólo en el casco urbano sino que además en los diferentes parajes de la zona. “Uno tiene que sentarse, conversar y escuchar”, afirmó el edil, que se muestra entusiasmado con los comicios.

Indicó que el diálogo con la gente es enriquecedor y permite nutrir de conocimiento una futura plataforma. Si bien explicó que aún no está definido un programa de propuestas y que eso estará reservado para tiempos de campaña, Ingram se animó a arriesgar lineamientos sobre los cuales a su juicio debería proyectarse Trevelin.

Sostuvo que es un objetivo prioritario diversificar la matriz económica y no depender exclusivamente de una actividad específica. “El turismo y la producción son importantes pero también hay que hacer hincapié en la parte de las pymes”, enfatizó, agregando que el Estado se encuentra ante el desafío de incentivar la generación de pequeñas y medianas empresas capaces de dar empleo genuino.

Reiteró que el “Pueblo del Molino” no puede tener un solo perfil sino que es necesario explorar otras alternativas más allá de lo turístico y agrícola – ganadero, dando paso al ingenio y creatividad de la gente con buenos proyectos. “El municipio tiene que acompañar”, amplió el dirigente en la charla con este medio.

Mensaje para el 2019

Por último, lamentó que el 2018 fue difícil en lo económico y social no sólo para los vecinos del “Jardín de la Provincia” sino que para el conjunto de los argentinos. “Fue un año duro. Espero que este 2019 empiece a generar un cambio. Que los gobernantes empiecen a tomar conciencia y apuesten por mejorar la calidad de vida de los habitantes”, planteó.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí