Con un salón colmado, el Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Esquel y Zona Oeste realizó en la tarde de ayer una nueva Asamblea Extraordinaria con afiliados y no afiliados para discutir la oferta del Municipio de Esquel de un aumento del 10%. Por unanimidad se rechazó la misma y se decidió sostener el pedido de un 20% de aumento al básico. El próximo lunes sería la reunión con el Ejecutivo. 
El secretario General del SOEME y ZO, Antonio Osorio, manifestó que los trabajadores en asamblea resolvieron insistir con el 20% de aumento al básico porque “es lo que necesitamos para no quedar por debajo de la inflación sobre todo hoy que ocurrieron ciertas cuestiones que nos preocupan y nos hacen pensar que hasta puede resultar escaso”.
Señaló que “el diálogo y la voluntad están, pero desde el ejecutivo nos plantean que no están los recursos y no es culpa de los trabajadores así que el Estado tendrá que buscar algún tipo de solución porque es una decisión política”. Asimismo aseguró que “no podemos continuar con este rumbo político, los trabajadores ya están complicados y no nos podemos dar el lujo de condonar nada. Tenemos que pagar nuestras deudas y alquileres con lo que ganemos. Por eso tenemos que exigir lo mínimo que necesitamos para llegar a fin de mes”. 
Osorio destacó la importante participación de los trabajadores municipales en la asamblea, que opinaron que el aumento salarial de 20% debía ser tanto para la planta permanente como los contratados que se hicieron presentes. “Vamos a tomar la demanda de los contratados que quieren mejorar su situación porque a lo mejor hay algunos que están conformes con lo que vienen ganando”, explicó.
Seguidamente convocó a participar a aquellos trabajadores que aún no se han acercado a las asambleas. “Queremos escucharlos porque la decisión que tomemos nos va a afectar a todos así que estaría bueno que participen y que se sumen a la lucha si es necesario”, resaltó. 
Con respecto a la masiva convocatoria, sostuvo que “esto es lo que pasa cuando nos empiezan a tocar el bolsillo, dejamos de lado las diferencias, nos empezamos a unir y vamos por un aumento al básico porque queremos mejorar la situación de todos, sin caer en esta división que nos quieren plantear con adicionales y categorías”.

Contra el ajuste
Por otra parte el dirigente sindical declaró que “hay un mandato de que sigamos trabajando y profundizando la unidad con otros sindicatos porque la crisis nos afecta a todos”.
Por último anunció que este jueves viajará a Comodoro Rivadavia para participar de una nueva reunión del Bloque Patagónico donde se definirá un plan de lucha para frenar la política de ajuste del Gobierno Nacional.

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí