Lo planteó la diputada provincial de “Cambiemos” Jaqueline Caminoa y precisó que el “Proyecto Navidad” que intenta impulsar el Gobierno Nacional en la zona de la Meseta dejaría en concepto de regalías sólo 9,3 millones de dólares al año. “No es significativo si pensamos todo lo que se llevan”, advirtió.

Hace unos días comenzó a circular una presentación básica del denominado “Proyecto Navidad”. Nación habla de “Propuesta de Integración Productiva” y lo entiende como una de las propuestas mineras “más importantes del país”, indicando que la Argentina pasaría a estar ubicado entre los primeros cinco productores mundiales de plata.

Respecto al tema, una de las voces disonantes de la alianza “Cambiemos” en Chubut es la de Caminoa. Siempre estuvo en contra de la megaminería. En su última visita a Esquel, la legisladora provincial aseguró que “la sombra de la minería aparece siempre cuando hay una crisis económica” y dejó en claro que no pueden intercambiarse “los recursos naturales por salarios”.

“El Proyecto Navidad deja en regalías 9,3 millones de dólares al año, es decir el 3 %. También hay unos puntos para desarrollo de las localidades. Esto no es significativo si pensamos todo lo que se lleva la empresa en cuanto a los minerales”, resaltó. Afirmó que el pasivo ambiental y la falta de controles es otra de las grandes preocupaciones.

Recordó que hace muchos años tiene una postura personal “en defensa de la Ley 5.001” y señaló que incluso es una de las firmantes de la “Iniciativa Popular” presentada en el 2014. “Los chubutenses tenemos que resguardar los recursos naturales”, enfatizó y añadió que 17 años de un megaproyecto como el de “Navidad” no son tantos “como para aceptar lo que nos impongan”.

Alternativas productivas

Sostuvo además que la Meseta Central no debe proponerse bajo ningún concepto como una zona de sacrificio y aseveró que es obligación del Estado pensar alternativas productivas sostenibles en el tiempo, amigables con el medio ambiente. “Desarrollar proyectos que le lleguen a la gente, no a unos pocos”, pidió.

“Hay otras formas. Por ejemplo, Paso del Sapo tiene una excelente cantera de piedras ornamentales pero prenden la máquina y se quedan sin energía. Tenemos un problema de infraestructura porque se abandonó el interior de la provincia. Han dejado abierta la posibilidad de que vengan (empresas) a querer explotar el recurso natural”, acotó.

 

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí