Con siete empleados comenzó a operar la sala de ovinos en el frigorífico de Esquel. El emprendimiento pertenece a un grupo de jóvenes productores. Abastecerán al mercado local. El intendente Sergio Ongarato recorrió este viernes parte del complejo.

Esteban Guitart, uno de los socios a cargo del proyecto, comentó que para dar inicio a la fase de faena tuvieron que refaccionar gran parte de la vieja sala de ovinos y mejorar las instalaciones en términos de seguridad e higiene.

Explicó que ya tienen el visto bueno del Municipio para funcionar legalmente y “llegar a todas las carnicerías con producción propia y de gente del Valle”, apostando asimismo a generar un movimiento económico virtuoso en favor de la zona.

Indicó que la capacidad productiva del establecimiento quedará sujeta al número de trabajadores. “En esto somos medianamente nuevos. Vamos aprendiendo”, agregó. En total son siete empleados, más los socios.

Precisó luego que “vamos a estar faenando bovinos, ovinos y también lo relacionado con la cuestión porcina. No queremos que ningún productor porcino de la región saque chanchos fuera. Deberíamos consumir todo nosotros”.

Dejó en claro Guitart que su objetivo es operar los 365 días del año y adelantó que no dudaría en duplicar el personal de ser necesario. “Ojalá que funcione. Por ahora vamos paso a paso. Tenemos mucha precaución”, añadió.

 

Deja un comentario

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí