Mediante un comunicado, la CGT Cordillera brindó su apoyo al Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de Esquel y Zona Oeste que se encuentra representando a los trabajadores municipales de Trevelin que reclaman mejores condiciones laborales y fueron brutalmente reprimidos por personal policial y de Infantería en su segundo día de retención de servicios.

En su primer párrafo, la CGT Cordillera cita el Artículo 14 bis de la Constitución Nacional: “El trabajo en sus diversas formas gozará de la protección de las leyes, las que asegurarán al trabajador: condiciones dignas y equitativas de labor, jornada limitada; descanso y vacaciones pagados; retribución justa; salario mínimo vital móvil; igual remuneración por igual tarea; participación en las ganancias de las empresas, con control de la producción y colaboración en la dirección; protección contra el despido arbitrario; estabilidad del empleado público; organización sindical libre y democrática, reconocida por la simple inscripción en un registro especial”.

De esta manera remarca que “queda garantizado a los gremios: concertar convenios colectivos de trabajo; recurrir a la conciliación y al arbitraje; el derecho de huelga. Los representantes gremiales gozarán de las garantías necesarias para el cumplimiento de su gestión sindical y las relacionadas con la estabilidad de su empleo”.

“Esto es, ni más, ni menos lo que estamos reclamando, en Trevelin, en la Patagonia, en el País”, subraya la CGT Cordillera.

Al mismo tiempo aclara que “nuestro reclamo y nuestra lucha no es contra nuestros pares que están dentro del edificio municipal de Trevelin, ni contra la policía que con gases, balas, escudos, TODO el poder del Estado, está defendiendo “bienes y vidas” de supuestos “delincuentes”, QUE NO LO SOMOS. Somos vecinos, trabajadores”.

Seguidamente remarca que “no contabilizamos, como lo hace cierta prensa canalla, qué cantidad de heridos hay de cada bando, somos un solo bando…LOS QUE TRABAJAN, nosotros, los que hacemos la riqueza de la patria todos los días, y le decimos al Intendente Omar Aleuy, de Trevelin, y a cualquier mandante, en cualquiera de los Estados (Nacional, Provincial, Municipal) que fuimos trabajadores antes de que ellos fueran mandatarios y lo seguiremos siendo después que dejen el cargo”.

Por último la CGT Cordillera convoca a los pares “a entender que solo peleamos por lo que la ley dice, que hemos, infructuosamente, acudido, las veces que nos han llamado, para resolver este y todos los conflictos, de todos los sindicatos”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here